Share

¿Qué debería tenerse en cuenta a la hora de elegir un “buen producto”? ¿Cuáles son las características que uno debe buscar para definir la calidad de cualquier conector o de un cable de conexión? Para apreciar la importancia de un producto compatible con las normas, primero hay que entender el proceso de como se hace realmente un montaje de conectores de fibra óptica y los posibles problemas que podrían surgir en cada una de las etapas.

Hay tres procesos principales en la terminación de un cable de conexión: preparación, terminación y pulido (Figura 2) y un total de 15 pequeños pasos en los cuales la negligencia en cualquiera de ellos, dará como resultado un cable de conexión inferior. Cada proceso se compone de pequeños pasos, y cada paso requiere un estricto control de calidad, no sólo de los equipos utilizados, sino también en cómo se lleva a cabo cada paso. Así que vamos a desglosar estos procesos hasta sus pasos fundamentales y ver los posibles problemas de calidad. A modo de ejemplo, el proceso descripto aquí corresponde a la terminación de un conector cuya chaqueta del cable de 3 mm esta reforzada con Kevlar.

Preparación del cable de fibra

  1. Desforrar la chaqueta externa del cable
  2. Recortar a lo largo las fibras de Kevlar
  3. Desforrar buffer de 900µm
  4. Limpiar la fibra desnuda
  5. Revisar daños en la fibra
  6. Mezclar dos partes de epoxy
  7. Desgasificar Epoxy
  8. Revisar el ID de la férula

Terminación del cable de fibra

  1. Inyectar epoxi e insertar la fibra
  2. Crimpar Kevlar al poste trasero del conector
  3. Crimpar la chaqueta exterior
  4. Curvar en el horno

Pulido de la superficie del extremo conector

  1. Cortadora de fibra
  2. Remover el exceso de epoxi manualmente o a máquina
  3. Pulir el extremo
Share

Leave a comment